Google+

Raza Maltesa

raza perro maltes


La raza maltesa es miembro del grupo de perros de juguete, reconocido por el American Kennel Club. Generalmente pesan entre 4 y siete libras, y su altura ha de estar entre nueve y diez pulgadas. El único color admitido por el AKC es el blanco.

El perro maltés tiene un mantón dignísimo de pelo largo y sedoso. No tienen subpelo y su cabello es plano, refulgente y de color blanco puro. Estos perros no se despojan, y el hermoso abrigo de blanco es su marca registrada.

La raza maltesa se considera generalmente una de las razas de juguetes más viejas de Europa. La realeza, los nobles y la aristocracia favorecieron a su admirable perro. Son perros cariñosos y muy educados. Muestran un comportamiento que es real y elegante.

Los perros malteses exudan alegría y deleite. Son juguetones, singularmente con los niños, y son animados y muy inteligentes. Asimismo son animales muy sociables - si conoces a un maltés, siempre vas a tener un amigo en él. Están contentos y contentos cuando son el centro de atención, ya sea en el espectáculo ring o en casa de su familia. Esta es una raza cariñosa, cariñosa, brillante y una compañera muy devota.

La raza maltesa es obediente, confiada y gentil con los pequeños y otros perros. Por norma general son afables y de buen carácter, y les encanta ser abrazados y acariciados. Tratarán de llevarse bien con otras mascotas, mas en general se llevarán bien con los pequeños sólo si se comportan bien y son considerados. Un maltés acostumbra a elegir a un miembro de la familia con el que se vinculará -seguramente el más responsable de su cuidado- y odia quedarse solo en casa durante largos períodos de tiempo. Pueden tender a ser un tanto sobreprotectores de su territorio, familia y dueño, y pueden ladrar y morder si alguien que perciben como una amenaza se aproxima. Son ágiles, como robustos y también intrépidos. El cánido maltés está completamente comprometido con su familia y su hogar.

Este encantador perro requiere un peinado y cepillado diario, o bien su pelo se transformará en estera. El pelaje es sedosísimo y suave, por lo que hay que cuidarlo muy suavemente, para evitar arrancar el pelo o bien herir al perro. Deben bañarse o secarse como parte de su rutina de higiene. Y sus ojos precisan un cuidado singular para no manchar el pelo facial. Sostenga sus oídos limpios, también, y libres de vello extraviado. Los perros malteses son propensos a sufrir inconvenientes en los ojos, como trastornos de la piel y inconvenientes en las vías respiratorias. No les va bien en un clima muy húmedo o bien muy caliente. En ocasiones sufren indigestión, y son unos comedores quisquillosos. Y la higiene dental precisa ser mantenida o pueden experimentar pérdida de dientes.

El perro maltés se va a ganar su camino en tu familia si escoges esta raza de can para adoptar. Son grandes perros de la familia y compañeros fantásticos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario